Un acuerdo de paz en Colombia

Publié le par JoSeseSeko

Photo: EFE

Photo: EFE

El presidente Juan Manuel Santos anunciará en La Habana, el 23 de junio, un acuerdo de paz definitivo con los guerrilleros de las FARC-EP, poniendo fin a más de 50 años de guerra civil.

El 23 de junio de 2016 podría ser una fecha histórica en Colombia. El presidente de centro-derecha Juan Manuel Santos, al poder desde 2010, reelegido en 2014, está triunfando una pacificación general del país. Sobro todo, encontró un acuerdo con las Fuerzas armadas revolucionarias de Colombia-Ejército del pueblo (FARC-EP). En su perfil Twitter, el presidente colombiano se quiere optimista con el futuro acuerdo:

 

Más de 50 años

Los dirigentes de las FARC-EP afirman que su movimiento seguirá el cese al fuego. Según Carlos Lozada, el 23 de junio de 2016 será el último día de la guerra, pero Timoleón Jiménez, líder de los guerrilleros marxistas, es más cuidado sobre el ritmo para firmar el acuerdo.

En todo caso, los colombianos están hartos de una guerra civil que existe desde 1964. ¡Más de 50 años! Según datos de la Red Nacional para la Atención y la Reparación a las Víctimas, más de siete milones de colombianos fueron víctimas del conflicto desde 1964 hasta 2016. Cuyo más de séis milones de personas desplazadas y cerca de un milión de muertos por homicidio.

Cuba como mediator

El proceso de paz estos últimos años es marcardo por el papel de Cuba. La Habana servío de lugar neutral entre el gobierno colombiano y las FARC-EP. Una posición saludada por Francia cuando Laurent Fabius, antiguo ministro de las Relaciones Exteriores, hizo una visita en abril de 2014.

Con el proceso de paz y las relaciones con Venezuela, otro mediator en el conflicto colombiano, Cuba encontró una importancia en la vida política latinoamericana. Un papel positivo que incitó - quizás - el presidente estadounidense Barack Obama a normalizar las relaciones entre Washington y La Habana.

Un proceso largo

Aunque el acuerdo tenga que ser aprovado por la Corte Constitucional y un plebiscito, él marcará una nueva etapa en la historia de Colombia. Pero, certios colombianos como el expresidente Alvaro Uribe, rechazan las negociaciones entre el gobierno y las FARC-EP y piden la dimisión de Sr Santos, que fue su antiguo ministro de Defensa. El actual presidente hizo del proceso de paz con las FARC su promesa absoluta durante su reelección en 2014.

Pero muchas preguntas se ponen para los observadores internacionales. ¿Comó las FARC pueden transformarse en una formación política clasíca? ¿Quién pagará el daño causado por las víctimas? ¿Comó restructurar los lugares marcados por el conflicto, sobre todo contra el narcotráfico? ¿Los dirigentes de las FARC, o de los paramilitares, serían amenazados de cárcel o no? Ciertos colombianos se piden si el acuerdo significa una impunidad general.

 

Pour être informé des derniers articles, inscrivez vous :
Commenter cet article